Civilization V CIVILOPEDIA Online
Civilizaciones y líderes
Egipto

Líderes:

Unidades exclusivas:

Edificios exclusivos:

Egipto

Historia

Pocas civilizaciones han dejado una marca tan indeleble en la historia como la egipcia. Egipto, asentado en las riberas del Nilo durante unos 5.000 años, es una de las civilizaciones más antiguas del mundo que han sobrevivido. Uno de sus grandes logros fue la invención de la escritura en torno al 3000 a. C. Los eruditos egipcios, profundos conocedores de las matemáticas, cartografiaron el movimiento de los planetas con gran precisión. Y, por supuesto, también fueron los grandes arquitectos de la antigüedad: erigieron monumentos y templos que siguen sorprendiendo a las nuevas generaciones.

Geografía

La egipcia es una civilización ribereña que prosperó en torno al Nilo, que, con sus casi 7.000 kilómetros, es el río más largo del planeta. Egipto se extiende por la zona norte de este río, en un corredor estrecho pero extremadamente fértil del desapacible desierto del Sáhara africano. Aunque el área física de este a oeste de Egipto es considerable, la gran mayoría es desierto y casi todos los egipcios se han asentado en las cercanías del río a lo largo de su historia.

El Nilo inundaba sus riberas en los veranos de cada año hasta que se construyeron las presas en el siglo XX. Los granjeros aprovechaban esas crecidas para regar y aportar nutrientes a sus campos; un año de sequías solía provocar hambrunas y desastres entre la población. El Nilo también proporcionaba muchas proteínas a los egipcios, expertos pescadores que dominaron el arte de la construcción y el manejo de pequeñas embarcaciones.

Egipto limita al norte con el Mediterráneo. Es un mar templado y generoso que alienta la exploración y el comercio entre todas sus civilizaciones ribereñas.

Orígenes

Se cree que los primeros colonos llegaron al valle del Nilo en torno al 7000 a. C. huyendo de los cambios climáticos de las zonas del desierto, que entonces eran fértiles. Hacia el 5000 a. C. ya había cultivos en los enclaves ribereños. Estos asentamientos prosperaron en tamaño y poder gracias a las mejoras en la agricultura. En las tumbas de la época encontramos cerámica funeraria, adornos de cobre, cuentas y productos cosméticos, lo que sugiere un progreso económico y cultural.

La prosperidad económica permitió la creación y el mantenimiento de fuerzas militares que se aprovecharon para conquistar a otras culturas cercanas. Gran parte de Egipto estaba unida en el 3000 a. C. El primer rey que aparece en los documentos históricos es Menes, que fundó la capital, Menfis, y al que atribuyen muchas obras de irrigación. Su "Primera Dinastía" duró unos dos siglos.

El Periodo Predinástico

El Periodo Predinástico se conoce también como "Primera y Segunda Dinastías", y dura aproximadamente desde el 3100 hasta el 2600 a. C. En esta época, Egipto incrementó sus dominios hacia el sur del Nilo y en las costas orientales y occidentales del Mediterráneo.

El Imperio Antiguo

Este periodo se extiende aproximadamente desde el 2600 a. C. hasta el 2100 a. C. La época es famosa por el gran número de pirámides que se construyeron para enterrar a los faraones. Los barcos egipcios viajaron por el Mediterráneo y el mar Rojo, comerciando con comida, especias, madera de cedro libanés y artículos de lujo, como mirra (un tipo de incienso), ébano y oro. Una sequía provocó la caída del gobierno central del Imperio Antiguo, que ya estaba debilitado por la corrupción y la guerra civil.

Épocas posteriores

El Imperio Antiguo dio paso al Primer Periodo Intermedio, que a su vez terminó con el Imperio Medio; éste fue interrumpido por el Segundo Periodo Intermedio y el posterior Imperio Nuevo, el Tercer Periodo Intermedio y, finalmente, el Periodo Tardío. El gobierno egipcio cayó y resurgió varias veces a lo largo de estos periodos que comprenden desde el 2100 a. C. hasta quizás el 600 a. C. Las épocas de caos y guerras internas eran seguidas por momentos de gran paz y estabilidad. Los enemigos externos invadían Egipto durante sus momentos de debilidad, mientras que los faraones ampliaban sus fronteras cuando Egipto estaba fuerte.

En el 525 a. C., Egipto fue capturado por Persia, que controló el país hasta que fue conquistado por Alejandro Magno en el 332 a. C., cuando éste desmanteló sistemáticamente al Imperio Persa. Tras la muerte de Alejandro, los griegos fundaron la Dinastía de los Ptolomeo (o ptolemaica).

Los competentes Ptolomeos gobernaron ininterrumpidamente hasta la muerte de Cleopatra VII en el año 30 a. C. Su suicidio señaló el final del gobierno faraónico y el comienzo de los siglos en que Egipto sería una provincia romana y bizantina. Aunque engullida por la marea islámica en el año 642 d. C., Egipto permanecería bajo ocupación extranjera (árabe, otomana, francesa y británica) hasta después de la Primera Guerra Mundial, cuando finalmente obtuvo su independencia de una administración británica harta de conflictos coloniales. Desde 1922 hasta 1952, pareció ser una de las monarquías constitucionales más prósperas del mundo. Pero la revolución era inminente; irónicamente, el golpe militar de julio de 1952 encabezado por Gamal Nasser convirtió finalmente a Egipto en una isla de estabilidad en medio de la turbulencia de Oriente Medio.

Arte y cultura

El dominio que los egipcios demostraron con la arquitectura monumental no tiene parangón en toda la historia. También fueron grandes escultores; nos han quedado estatuas hermosas de sus faraones y deidades. Nos han dejado muchas joyas delicadas y de bella factura en tumbas y cámaras subterráneas. Gran parte de la cultura egipcia está centrada en el mito de la muerte, el enterramiento y la vida en el más allá, aunque puede que hayan sido los objetos de arte de este tipo los que se enterraron con preferencia y por eso han sobrevivido hasta nuestros días en mayor cantidad.

Religión

La religión era muy importante para la sociedad egipcia. Su panteón era rico en deidades y su mitología de la creación, muy detallada y compleja. El faraón, hombre y dios a la vez, era el responsable de interceder ante los dioses en nombre de sus súbditos. Los sacerdotes también cumplían funciones civiles. Es evidente que, si los egipcios alguna vez oyeron algo acerca del concepto de separación entre iglesia y estado, no lo aplicaron. Creían en el más allá para los dignos, así como en la hechicería y la magia. Muchos historiadores afirman que, para los egipcios, las pirámides eran instrumentos que permitían a los faraones alcanzar el reino de los dioses.

Resumen

Evidentemente, es imposible hacer justicia a una civilización de 5.000 años en unos pocos párrafos. En la cúspide de su civilización, Egipto era un poderoso imperio continental cuyos avances científicos y culturales aportaron beneficios incalculables a la humanidad. Sus obras más grandiosas, las pirámides, todavía maravillan a los turistas actuales.

Hechos curiosos de los egipcios

Los egipcios fueron los primeros fabricantes de vino.

Según los antiguos mitos, las abejas surgieron de las lágrimas derramadas por el dios sol Ra.

Los trabajadores egipcios organizaron la primera huelga documentada.

Ramsés II, el egipcio, y Hattusil III, el hitita, firmaron el primer tratado de paz del que se tiene constancia.

A pesar de lo que se cree, no se sabe cómo la esfinge perdió la nariz. Ya encontramos bocetos de la esfinge sin nariz en 1737, sesenta años antes de la llegada de Napoleón. La única persona conocida que le causó daños fue el clérigo islamista Sa'im al Dahr, que fue linchado en 1378 por su acto vandálico.

Los esqueletos hallados en las excavaciones demuestran que, contrariamente a lo que se cree, al menos parte de los obreros de las pirámides fueron egipcios y no esclavos extranjeros. Alguno eran empleados directos del faraón y otros, campesinos destinados allí tras las cosechas.